GESTORAS Y GESTORES LISTOS PARA INICIAR CON LOS NUEVOS COMEDORES COMUNITARIOS

Se calcula que Cali tiene a más de 81.000 personas en situación en vulnerabilidad alimentaria, lo que se traduce en que hombres, mujeres, niños y niñas pasan las 24 horas del día sin probar un bocado de comida. La Pastoral Social de Cali a través de la Comisión Arquidiocesana Vida Justicia y Paz, tiene un convenio con la Secretaría de Bienestar Social de  la Alcaldía de Santiago de Cali, que ha permitido crear, poner a funcionar y apoyar los comedores comunitarios en los llamados territorios de inclusión y oportunidades (TIOs).

Actualmente este convenio ha permitido tener 200 comedores regulares y 20 emergentes, beneficiando alrededor de 27.000 personas que pueden cada día ir a comer a muy bajo costo.

Todo esfuerzo para evitar el hambre en Cali es válido y por esto nuestro director, el presbítero Fray Francisco Leudo, con el apoyo de Monseñor Darío Monsalve, Arzobispo de Cali y el respaldo del burgomaestre de la ciudad, el señor Maurice Armitage y toda su administración, le ha apostado  a la creación de 200 nuevos comedores comunitarios regulares y 60 emergentes, lo cual implica que la ciudad contará en próximos días con 480 comedores, que alimentaran diariamente, alrededor de 55.000 personas, lo cual hace que cubra el 68% de las personas que sufren de hambre en la capital vallecaucana.

El pasado miércoles 11 de septiembre en las instalaciones de la Corporación de la Tercera Edad, se reunieron las personas que le darán vida a estos comedores, gestoras y gestores comunitarios que de su parte aportan la locación y personal para que estos lugares que alivian la situación de miles de personas, puedan funcionar.

En un acto encabezado por Padre Francisco Leudo, el Alcalde, la Secretaria de Bienestar Social, entre otros invitados, se le dio la bienvenida a estos hombres y mujeres que desinteresadamente trabajan por el bienestar y progreso de sus comunidades.

El Papa Francisco dice «Sólo cuando se es solidario de una manera concreta, superando visiones egoístas e intereses de parte, también se podrá lograr finalmente el objetivo de eliminar las formas de indigencia determinadas por la carencia de alimentos». Afortunadamente la actual Administración Municipal de Santiago de Cali, a la cabeza del señor Maurice Armitage,  ha entendido estas palabras, y por ello, junto la Arquidiocesis de Cali que a través de la Pastoral Social y con el apoyo de líderes y lideresas sociales, se ha podido hacer esta gran red de comedores, que esperamos continúen en la próxima administración.

La Pastoral Social de Cali les da la bienvenida a los nuevos gestores y gestoras, gracias por creer en este programa de Comedores Comunitarios y gracias por la importante labor que van a realizar en pro de nuestros hermanos necesitados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *